Descubrí otra cosa más que me gusta hacer. Prestar consultoría. Dicen que a los consultores los contratan para decir muchas veces lo que es obvio. En parte, concuerdo. Siempre que alguien viene de afuera, tiene más posibilidades de que lo escuchen más que a quienes están hace años en una organización o negocio. Por otro lado, alguien de afuera puede ver más allá, por el simple hecho de no tener vicios y no estar condicionado.
A partir de este año y 2012, paso a enfocar más mi negocio en consultorías, puesto que el placer de poder ir más lejos en algunas discusiones y de generar cambios profundos es inigualable.
Esta vez fui hasta Farroupilha a prestarle servicio a tres fotógrafos. Atendí a Marlene Feria, Cândida y Valfredo. Dos días de frío, lluvia, sopa de ravioli y muchas discusiones que generaron y van a generar muchos cambios. Hablamos sobre el foco del negocio, fotografía (claro) y ventas. Trazamos un diagnóstico y sugerimos algunos cambios. Por lo visto la cosa ya está andando. Miren lo que me han enviado:

“Estimado amigo Vinicius, hemos pasado dos días intercambiando informaciones, tú pasándonos y nosotros recibiéndola jajaja, no fue un buen intercambio? Por eso ya podemos llamarte AMIGO…Queremos agradecerte tu estadía aquí: Mil gracias por los momentos, la paciencia, humildad y cariño con que nos has tratado y también por soportar tantas emociones jajajajaja, estas sólo tú sabes…Sinceramente Vinicius, teníamos muchas expectativas por tu visita, pero lo que era mucho para nosotros se hizo poco, pues todas fueron superadas por mucho. Guardamos con cariño los recuerdos de estos momentos. Ahora más tranquilos, respirando con más calma, estamos reorganizando nuestras ideas y empeñándonos para usar y dar más emoción a nuestras fotografías. Esperamos en breve tener otro momentos de esos y proseguir con más vigor en este mundo emocionante de la fotografía. Un gran abrazo para ti y tu familia.”

“Qué decir de Vinicius? Amigo? Sí, porque un verdadero amigo no dice lo que quiero oír, sino lo que realmente necesito oír. Tal vez como el Rey Ciro que libertó al pueblo de Israel, así Vinicius nos libertó de una zona de confort para sentir la verdadera emoción de la fotografía. Graciasssss! Cândida”

A los que estén interesados en este servicio, estoy a disposición. Basta enviar un email a [email protected] escoladeimagem.com.br e tratar directamente conmigo.

Deixe um comentário

Comment